Luis Rubiales se despide de Melilla tras una jornada repleta de actos protocolarios

Luis Rubiales, presidente de la Real Federación Española de Fútbol, se ha despedido de la Ciudad Autónoma de Melilla tras una jornada repleta de actos protocolarios, habiendo calificado su estancia como “maravillosa en todos los sentidos” y prometió “volver en más ocasiones para trabajar por el fútbol melillense, que forma parte del fútbol español”.

A primera hora de la mañana, Diego Martínez, presidente de la Real Federación Melillense de Fútbol, acompañaba a Rubiales por la sede de la territorial, donde el máximo mandatario del fútbol nacional quedó asombrado con las aulas de la RFMF, pero, sobre todo, por el salón de actos.

Acto seguido, Rubiales fue recibido en el Palacio de la Asamblea por el presidente de la Ciudad Autónoma, Juan José Imbroda, y por el consejero de Educación, Juventud y Deportes, Antonio Miranda, con los que estuvo conversando durante varios minutos.

La Comandancia General de Melilla iba a ser el siguiente destino. José Miguel de los Santos, Comandante General y Ángel González del Alba, General Segundo Jefe, acompañaron a Rubiales, quien se interesó por la historia de Melilla, en concreto, por los lanzamientos del cañón ‘El Caminante’ para delimitar la frontera con Marruecos. Por último, el flamante presidente de la RFEF visitó el acuartelamiento de la ULOG 24, donde fue recibido por el Coronel, Rafael M. Sancho Márquez.

Así pues, Luis Rubiales se marcha de Melilla después de dos días repletos de actos protocolarios por parte de la Real Federación Melillense de Fútbol y la Ciudad Autónoma de Melilla y lo hace con una “satisfacción plena”.

Hay que destacar la amabilidad que ha tenido Luis Rubiales en todo momento con los melillenses que lo han parado por la calle para hacerse una foto para inmortalizar la visita del nuevo presidente de la RFEF a Melilla.

Desde la Real Federación Melillense de Fútbol queremos agradecer a Luis Rubiales su buen hacer durante estos dos días en la que desde ahora es su casa, donde siempre será recibido con los brazos abiertos y le deseamos los mejores éxitos en su nueva etapa al mando de la Real Federación Española de Fútbol.